Ir al contenido

Noticias BIM 05 febrero, 2024

La aprobación del Plan BIM el pasado mes de junio de 2023, y que entrará formalmente en vigor el 1 de abril de 2024, ha supuesto que las licitaciones públicas basadas en BIM hayan alcanzado una cifra histórica, lo que supone un gran paso adelante para la implantación del BIM en el sector público de nuestro país.

Gran aumento del número de licitaciones BIM 

El sector público, que incluye la Administración General del Estado y el Sector Público Institucional Estatal, registra cifras sin precedentes en la implementación de BIM en procesos de licitación pública. Los datos del cuarto trimestre de 2023, publicados en el Observatorio de Licitaciones BIM de la Comisión Interministerial para la integración de BIM en la contratación pública, revelan este hito histórico.

* Datos recogidos del Observatorio de Licitaciones BIM de la Comisión Interministerial para la incorporación de BIM en la contratación pública en los últimos datos publicados en su portal web.

Como indica este informe, se han solicitado cerca de mil licitaciones con BIM entre 2017 y 2023, con una inversión acumulada de casi 4.300 millones de euros. Además, durante 2023, tanto el número de licitaciones BIM como la inversión acumulada duplican las cifras del año anterior, 2022, indicando un aumento exponencial en la adopción de BIM en este ejercicio.

Esquema-distribución-numero-licitaciones

Asimismo, en el total de licitaciones de todas las Administraciones públicas en 2023, resalta la contribución del sector estatal como impulsor principal de la adopción de BIM en el ámbito público, dado que representa el 40% del conjunto de las licitaciones.

2023, el mejor año en el número de licitaciones

El año 2023 concluye con cifras inéditas en la implementación de BIM en las licitaciones públicas, posicionándose como el año más destacado en el registro histórico de datos en base a los contratos e inversión acumulada, consolidando así una tendencia de crecimiento constante desde 2017.

Como se ha mencionado con anterioridad, 2023 ha sido el año en que ha salido adelante el Plan BIM en la Contratación Pública, el cual establece una exigencia de adopción gradual del BIM por parte de los entes de contratación pública del ámbito gubernamental en contratos específicos, desde 2024 hasta 2030.

De acuerdo al contenido del Plan BIM, a partir del 1 de abril, ciertos contratos públicos vinculados a la construcción deberán integrar criterios de información BIM en su fase de licitación. Esta disposición será de carácter obligatorio para contratos de obras y concesiones con un valor estimado igual o superior a 5.538 millones de euros. Por consiguiente, se anticipa para el año 2024 un gran impacto en esta tendencia con escala ascendente en el empleo de BIM.

Se estima que las licitaciones BIM supongan entre el 20% y el 25% del total licitado

La Comisión Interministerial encargada de integrar BIM en la contratación pública, al examinar licitaciones de 2022, calculó que la utilización potencial del BIM podría situarse entre el 20% y el 25% del valor estimado del total de licitaciones del sector estatal. Esta posibilidad anticipa resultados materializados en hitos sucesivos durante la implementación gradual de BIM conforme a lo previsto en el Plan BIM España.

El Observatorio de Concursos BIM se estableció en mayo de 2017 y realiza revisiones regulares de las licitaciones publicadas en la Plataforma de Contratación del Sector Público, así como en plataformas autonómicas, con el propósito de detectar la inclusión de requisitos BIM. Su objetivo es realizar un análisis tanto cuantitativo como cualitativo de las licitaciones con BIM publicadas en España.

Cómo aplicar BIM en un contrato público

Una pregunta muy frecuente que tenemos que tener en cuenta es cómo se solicita, genera y administra información mediante BIM. Desde la perspectiva de un contrato público, la integración de BIM en los procedimientos de licitación, presentación de ofertas y ejecución de contratos se refleja en los términos: Especificaciones de información y Programa de ejecución BIM, establecidos en la norma ISO 19650.

Un elemento crucial que influirá en la excelencia del proceso constructivo en licitaciones públicas que requieran el uso de BIM es la manera en que se solicita la información, es decir, la especificación de los requisitos de información a cumplir durante la ejecución de un contrato.

Preparación del contrato

Análisis de necesidades al implementar BIM en un proyecto

Cuando un usuario o entidad quiere implementar BIM, se deben examinar de forma cuidadosa todos sus requisitos para poder determinar de manera óptima el alcance de la implementación. Este alcance debe ser acordado con los diversos actores que participen en el diseño, construcción y operación del activo.

Definimos los requisitos BIM a través de los siguientes pasos:

  • Objetivos y Usos BIM. Lo primero de todo es establecer las razones y propósitos para la implementación del BIM en el contrato. Para ello, hay que establecer los objetivos BIM, a través de estas preguntas: ¿Qué quiero alcanzar al implementar BIM? y ¿Qué usos voy a dar a los modelos BIM? Ejemplos de estos objetivos pueden ser: poseer una fuente única de información, dar soporte para la toma de decisiones o mejorar la calidad. Y en cuanto a los Usos BIM, va a depender la fase del activo.
  • Entregables BIM. Otra cuestión a tener en cuenta es que hay que tener claro cuáles son los documentos o entregables que se van a exigir y cuáles van a ser los criterios de estos. Un ejemplo de estos entregables serían los modelos BIM, y aquellos derivados de estos (planos, mediciones y presupuestos, simulaciones, informes o imágenes).
  • Procesos. Tras definir los entregables, se deben especificar los protocolos de producción colaborativa, el control de calidad, el intercambio y entrega de la  información del contratista al cliente, entre otros aspectos.
  • Recursos. Se deben determinar cuáles son los recursos esenciales, que pueden ser: recursos compartidos (plantillas o librerías) y la información de referencia (todo lo relativo a la información del activo).
  • Recursos humanos, que desarrollarán funciones relacionadas con la gestión, producción o uso de la información.

Descripción de los requisitos BIM en un proyecto

En cada proyecto en el que se quiera implementar BIM, deben cumplirse los  criterios que fijen el cliente u el órgano de contratación, o los agentes que colaboran en la parte de diseño, construcción y operación del activo.

Estos objetivos deben especificar tanto los entregables como los modelos BIM, además de las condiciones de los mismos.

Una precisa delimitación de los requisitos BIM y su cumplimiento adecuado, facilita la realización del proyecto y posibilita lograr sus metas en términos de calidad, costos y plazos de ejecución.

Implementar BIM en un contrato: El plan de ejecución BIM

Para que la implementación BIM en un contrato sea exitosa, es recomendable planificar su ejecución de manera apropiada, definiendo claramente el alcance y las responsabilidades de cada una de las partes involucradas. Esto se recoge en el denominado Plan de Ejecución BIM o BEP (BIM Execution Plan).

El Plan de Ejecución BIM es un documento que se inicia en la fase de licitación, dónde se recoge toda la información relativa sobre la gestión BIM del proyecto. En él, se detallan las estrategias, los procesos, los recursos técnicos, las herramientas y los sistemas con el fin de alcanzar los propósitos y aplicaciones BIM del proyecto.

En cuanto a lo relativo a los contenidos del documentos, pueden estar predefinidos por el cliente a través de una plantilla, y se recomienda de que se basen en la norma ISO 19.650. Deben incluir estos aspectos: flujos de trabajo relacionados con la producción y la entrega, revisión y aprobación de la información. Junto con la planificación, hitos de entrega y una tabla de responsabilidades (se indican los responsables encargados de la producción y entrega de cada uno de los entregables). Además de establecer los diversos estándares a seguir en términos de estructura y nomenclatura de archivos y carpetas, nivel de información, propiedades, sistemas de clasificación, y otro tipo de formatos.

En definitiva, el BEP es el acuerdo formal entre las partes, que detalla la forma en que se debe llevar a cabo la implementación de BIM en un contrato.

Ejecución del contrato

Cómo se desarrolla información durante la ejecución del proyecto

En un proyecto BIM, el contratista debe proporcionar una serie de documentos, que incluyen los convencionales y otros específicos de BIM, tales como el Plan de Ejecución BIM o los modelos BIM. Todos los entregables deben estar recogidos en este documento: Programa General de Desarrollo o de Entrega de la Información (MIDP), que simplifica la supervisión durante la ejecución y la terminación del contrato.

El MIDP debe presentarse anexo al Plan de Ejecución BIM y requerirá actualizaciones conforme progrese el proyecto, y cuya producción, revisión y entrega de la información, se realizará a través de un entorno común de datos (CDE).

Cómo se visualizan y consultan los modelos BIM

Para poder validar los requisitos del proyecto o el acatamiento de la normativa, de una forma rápida y fácil, se debe disponer de un modelo BIM en formato IFC, pudiendo visualizarlos a través de los visores de modelos IFC.

Estos visores son herramientas que posibilitan la apertura, visualización y ejecución de diversas operaciones de consulta y revisión en modelos BIM en formato IFC. Algunas de las funcionalidades más importantes son: navegar por el modelo, visualización de las vistas de los alzados y plantas, realización de mediciones. Otro tipo de características más avanzadas son la creación y gestión de incidencias, cambios en el modelo BIM en formato IFC, etc.

Supervisión de la calidad del proyecto y los modelos BIM

Para asegurar la autenticidad, utilidad y reutilización de la información del proyecto en etapas subsiguientes, es imprescindible realizar un control de calidad de los modelos BIM, cuyos requisitos de dicho control de calidad deben estar recogidos en el pliego de prescripciones técnicas o en el Plan de Ejecución BIM.

El control de calidad debe ser ejecutado por los responsables en cada etapa del proyecto. Arranca con el adjudicatario en la fase de producción. Si se trata de modelos de producción, lo debe de realizar el coordinador BIM de cada disciplina.

Las herramientas de revisión no solo simplifican la identificación de posibles inconvenientes, sino que también posibilitan la generación de informes y la administración y supervisión de cada una de las incidencias generadas. Y a través del conocido BCF (BIM Collaboration Format), dispondremos de la información acerca de las incidencias producidas, lo que garantizará la identificación, comunicación y resolución de las mismas.

Toda la información del Plan BIM

Si quieres ampliar más información sobre el Plan BIM, tienes a continuación este material gráfico descargable, así como el vídeo de presentación oficial dirigido por Ignasi Pérez Arnal, director del área de Formación Oficial en Sostenibilidad y Eficiencia Energética de butic y principal responsable de BIM Academy y Rebuild.

¿Cómo se formarán los profesionales y empleados públicos que deban trabajar sobre este nuevo paradigma?

No hay muchas dudas. Los datos no mienten. El Master Oficial de BIM Manager con doble Titulación Oficial Universitaria que imparte butic The New School es el único con una valoración de 5/5 en Google. Además, es el posgrado BIM que más profesionales ha certificado en España a través de la Certificación Oficial de buildingSMART, centrada en procesos BIM e ISO 19650. Desde su puesta en marcha, hace ya casi 5 años, se enfoca en proporcionar a los profesionales las habilidades y conocimientos necesarios para liderar eficazmente la implantación y gestión de proyectos BIM. No por otro motivo, butic The New School ha formalizado su adhesión al Pacto por la Generación D, con el objetivo sumarse al impulso de las competencias digitales a través de la impartición de programas formativos que capaciten digitalmente a la mayor parte de la ciudadanía española.

Más allá de las centenas de alumnos ya formados en el programa anteriormente citado, es también de vital importancia afrontar procesos de formación a medida para organizaciones públicas y privadas que actualicen sus conocimientos, como está dando el caso de ISDEFE, Ingeniería de Sistemas para la Defensa de España (ISDEFE), y cliente de butic Corporate, la división personalizada para formación a medida de empresas y organizaciones públicas sobre metodología BIM.

En resumen, el Plan BIM en España representa un paso significativo hacia la modernización y eficiencia en el ámbito de la construcción. La implementación del BIM no solo promueve la adopción de tecnologías avanzadas, sino que también fomenta la colaboración y la gestión integral de la información en todos los aspectos del ciclo de vida de un proyecto de construcción. El Plan BIM se presenta como una oportunidad valiosa para posicionar a España en la vanguardia de la innovación en la industria de la construcción.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site is protected by reCAPTCHA and the Google Privacy Policy and Terms of Service apply.